Ahora Israel tiene una ley racial

Fuente: Gideon Levy | Haaretz
Fecha: 21 de SEPT 2018

Incluso si  tuviera hasta el final de los tiempos, Israel y la nación judía nunca podrán compensar a la nación palestina por todos los daños que le han causado. No podría por el daño material ni el daño intelectual, el daño físico ni el daño espiritual. No podría por el saqueo de sus tierras y propiedades, ni por su libertad y dignidad pisoteadas. No podría por el asesinato y el duelo, ni por las personas heridas o discapacitadas, sus vidas irrevocablemente arruinadas. No podría para los cientos de miles de inocentes que fueron torturados y encarcelados, ni podría para las generaciones a las que se les negó una oportunidad justa de llevar una vida normal.

No hay nada como Iom Kipur para expresar esto. Israel, por supuesto, nunca ha considerado entrar en un proceso de compensación, reparación y toma de responsabilidad. No se puede esperar nada de un ocupante que se hace llamar la víctima, que culpa a todos menos a sí mismo por cada injusticia que comete. Pero incluso esto no es suficiente para eso.

Ocasionalmente, se rompe otro récord: el estado, las organizaciones o individuos en Israel y el mundo judío demandan a los palestinos por los daños causados por actividades terroristas. Por ejemplo, Shurat HaDin Israel Law Center, una organización sin fines de lucro que se llama a sí misma una “organización judía de derechos humanos”, mueve cielo y tierra en Israel y en el extranjero para demandar a personas y organizaciones palestinas en nombre de las víctimas judías.

Este acto despreciable y detestable, según el cual la víctima es el criminal y solo la sangre judía es roja y, por lo tanto, merecedora de reparación, ocasionalmente tiene sus éxitos, principalmente en relaciones públicas. Mientras que Israel evita pagar cualquier compensación por su destrucción sistemática y asesinato en los territorios palestinos desde 1948, hay quienes todavía tienen la increíble audacia de exigir una compensación a los palestinos. La Franja de Gaza fue destruida por Israel una y otra vez, horriblemente, pero Israel nunca ha ayudado a su rehabilitación. Israel mató a decenas de miles de personas, incluidas innumerables personas inocentes, incluidos niños, mujeres y ancianos, a lo largo de los años y se pide a los palestinos que paguen una indemnización.

Como parte de esta locura, las casas propiedad de judíos antes de 1948 son devueltas a sus dueños originales a través del sistema legal israelí, desposeyendo a personas que vivieron allí por décadas. Al mismo tiempo, la propiedad palestina robada o abandonada desde 1948 nunca ha sido devuelta a sus propietarios legales. En Silwan y Sheikh Jarrah en Jerusalén Este y en otros lugares, las banderas israelíes se multiplican, junto con los cientos de palestinos que quedaron sin hogar después de ser expulsados de sus hogares -para vergüenza- por orden de los tribunales igualitarios y justos del Estado de Israel. Si alguien alberga en su corazón la intención de  entender cuán desquiciado está el sistema legal israelí por la corrupción moral, y cuán lejos está de los principios fundamentales de igualdad y justicia, aquí está la prueba.

Pero todo esto no es suficiente. Esta semana se estableció un nuevo récord. El juez del Tribunal de Distrito de Jerusalén, Moshe Drori, dictaminó que un judío que resultó herido en un ataque terrorista tiene derecho a una compensación adicional, porque es judío, sin pruebas de ningún daño, según la ley del estado-nación, que establece que el gobierno se esforzará para proteger el bienestar de los judíos.

El círculo ha sido cerrado, completado y perfeccionado. Ahora es una ley racial real, de acuerdo con la interpretación inevitable del tribunal de la ley estatal nacional. A partir de ahora, existen dos tipos de sangre en Israel: sangre judía y sangre no judía, también en los libros de leyes. El precio de estos dos tipos de sangre también es diferente. La sangre judía no tiene precio, debe protegerse de todas las formas posibles. La sangre no judía es terriblemente barata, puede derramarse como agua. Una situación que existía hasta ahora solo de facto, con diferentes estándares y castigos para judíos y otros, es a partir de hoy de jure por resolución judicial.

Setenta años de nacionalismo y racismo hacia las víctimas ahora reciben su respaldo legal apropiado. La ley del estado-nación, que dijeron que era solo declarativa, en la interpretación correcta de Drori, se ha ganado su verdadero significado: es la ley básica para la superioridad de la sangre judía. A partir de ahora, Israel tiene una ley racial.

Traducción: Dardo Esterovich
https://www.haaretz.com/opinion/.premium-now-israel-has-a-race-law-1.6492061

Posted in Internacionales, Medio Oriente, Portada

2 Comentarios en “Ahora Israel tiene una ley racial
  1. Kurt Brainin dice:

    ESTA LEY RACIAL NO ES UNA NOVEDAD, los judíos siempre tuvimos en Israel derechos que los no judíos no tienen:
    – La Ley del Retorno nos da a quienes nunca hemos estado allí (ni nosotros ni nuestros antepasados, muy probablemente) privilegios que se les niegan a los autóctonos expulsados hace 70 años.
    – Las tierras propiedad del estado (casi todas) no pueden ser vendidas, alquiladas ni cedidas de ningún modo a no judíos.

    EL “ESTADO JUDÍO” DE HERZL FUE UNA SOLUCIÓN DEL SIGLO XIX, POR ESO CAUSA TANTOS PROBLEMAS EN EL SIGLO XXI:
    – Herzl creyó que los judíos estábamos en la misma situación que los que aspiraban a un estado independiente de los imperios ruso, austrohúngaro y otomano. Pero, a diferencia de los checos, polacos, etc., no estábamos todos en un mismo territorio al que bastaba separar de esos imperios. Estábamos dispersos y nos faltaba el territorio.
    – Por eso es que Herzl buscó una solución propia de la época de los imperios coloniales. Se centró en que alguna potencia le “diera” Palestina sin consultar a sus habitantes. Es más, el 12/6/1895 anotó en su diario que habría que librarse de ellos.
    – La Declaración Balfour, la colonización favorecida por el Mandato y la expulsión de casi todos los árabes autóctonos fueron la realización de esos objetivos de Herzl.

    NO ES TAN NORMAL COMO PARECERÍA: Muchos judíos creen que un “estado judío” es lo más normal y democrático del mundo. Pero sería bueno que nos diéramos cuenta de que a lo que más se parece el concepto de “estado judío” es a las “repúblicas islámicas” y al “nacionalcatolicismo” de Franco.

    ¿QUÉ HACER EN EL FUTURO? Una vez que Israel existe y que varias generaciones de judíos han nacido allí y no tienen otro país, el mejor futuro sería un estado democrático más, de todos sus ciudadanos y no sólo de algunos privilegiados. Y que reconozca y trate de corregir las injusticias pasadas. Lamentablemente, leyes como ésta no sólo no corrigen esa distorsión sino que la confirman y acentúan. Malo, no solo para la imagen de Israel sino también para su presente y su futuro.

    Nosotros, mientras tanto, ARGENTINOS DE ORIGEN JUDÍO.

  2. Malvina Mendez dice:

    Es triste, es vergonzoso, ley racial un espanto. QUISIERA SABER SI HUBIERA PASADO LO CONTRARIO (Ley racial para los israelíes x parte de los palestinos, si lo pudieran hacer) Seguro se hubiera alzado el mundo liberal, los que fueron marginados, discriminados y despojados de su dignidad de todo el mundo horrorizándose de tamaña osadía. Pero nadie dice mucho. Solo los medios que como ustedes aún levantan su voz y los acompañamos. Soy argentina no de origen judío, soy afrodescendiente, pero puedo sentir el dolor de sentirse marginado; nosotros tenemos un post-grado en eso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.